Piden justicia para el poeta Roque Dalton

La semana en la que el escritor más universal de El Salvador, Roque Dalton, cumpliría 75 años, sus hijos echaron mano de uno de los últimos recursos legales que le quedan para reclamar justicia: denunciaron ante la Fiscalía el asesinato de su padre cometido en 1975.

Dalton fue un escritor de izquierdas de los años 60′, contemporáneo a figuras insignes de las letras latinoamericanas.

En 1973, luego de sufrir prisión, persecución política, dos condenas a muerte y vivir exiliado en varios países comunistas, decidió abandonar Cuba, su último lugar de residencia, para regresar clandestinamente a su natal El Salvador.

Aquella decisión era el paso definitivo de Dalton García para incorporarse a los movimientos guerrilleros salvadoreños que surgieron en los años 70′.

La agrupación que escogió, el Ejército Revolucionario del Pueblo (ERP), lo acusó dos años más tarde de ser agente de la Agencia Central de Inteligencia (CIA) y lo ajustició el 10 de mayo de 1975, la misma fecha que los salvadoreños celebran el día de la madre.

35º aniversario

Desde hace una semana, sus hijos: el cineasta Jorge y el periodista Juan José pidieron al gobierno de turno, nominalmente de izquierdas, que investigue el asesinato.

Los Dalton pidieron al presidente salvadoreño, Mauricio Funes, que no use la imagen de su padre y que destituya de su gabinete al actual director de Protección Civil, Jorge Meléndez.

Meléndez fue uno de los miembros del ERP, que junto a Joaquín Villalobos y Alejandro Rivas Mira participaron en el juicio político al escritor.

Pero Funes desestimó la petición porque sobre Meléndez pesa la presunción de inocencia hasta que sea comprobado lo contrario en un tribunal.

Funes agregó que el escritor “es patrimonio del pueblo salvadoreño, no patrimonio de particulares”.

“Hemos agotado los mecanismos políticos y ahora acudimos a los legales”, le explicó a BBC Mundo Juan José Dalton.

“Hemos estado esperando este día tanto tiempo. Pero Roque Dalton y todas las víctimas de El Salvador tendrán justicia. Hoy comienza ese día”, auguró el segundo hijo del autor.

El “proceso”

Los hijos del poeta, cuyos restos siguen desaparecidos, individualizaron la denuncia contra los dos únicos ex jefes guerrilleros que han reconocido públicamente el asesinato.

Tras la firma de los acuerdos de paz en febrero de 1992, el ex comandante Joaquín Villalobos accedió a una solicitud de Juan José, que en aquel momento era corresponsal del periódico mexicano Excélsior.

En la entrevista, de la que BBC Mundo tiene una reproducción en audio, Villalobos acepta que participó en el asesinato de Dalton junto a Alejandro Rivas Mira, Jorge Meléndez, Vladimir Rogel y Alberto Sandoval.

Rivas Mira, quien era el jefe del ERP, desapareció en 1977 luego de cobrar el rescate del secuestro del empresario Roberto Poma, quien murió en cautiverio.

Villalobos actualmente es consultor internacional en resolución de conflictos, asesor de los gobiernos de México y Colombia, y escribe en uno de los periódicos conservadores de El Salvador.

Meléndez, por su parte, rechazó que haya asesinado al escritor, pero afirmó haber sido parte de “ese proceso del ERP con mucho orgullo”.

“No se trata del pobrecito poeta que asesinaron, sino de un actor político que murió en un proceso armado”, dijo a un periódico digital local.

“Ese es el término que José Stalin usaba para no llamar asesinato a lo que él hacía con sus enemigos”, refuta a BBC Mundo Jorge Dalton.

Una flor…

La denuncia encausada está acompañada por la Oficina de Procuración de Justicia del Instituto de Derechos Humanos (IDHUCA) de la Universidad Centroamericana (UCA).

El abogado demandante Henri Fino le explicó a BBC Mundo que la defensa ha “propuesto algunas diligencias útiles como son entrevistas (o la) inspección en la casa donde fue asesinado el poeta” porque tienen “sospechas de que los restos están sepultados en ese lugar”.

Ni Villalobos ni Meléndez han querido decir dónde están los huesos.

En 1993, la antigua Misión de las Naciones Unidas para El Salvador (ONUSAL) realizó una investigación para el esclarecer el caso y reveló que Dalton fue asesinado en una zona donde la derecha también eliminaba a sus enemigos.

Pero hasta la fecha no hay certeza sobre el paradero de los restos por lo que intelectuales como Silvio Rodríguez, Juan Gelman, Eduardo Galeano y colectivos de México y Nicaragua han unido voces para reclamar justicia.

“Cuando el asesino tiró, seguro te distrajo una mujer inapagable, un pliegue del verano, el misterio sin fin del pobrerío”, escribió el poeta argentino Juan Gelman en referencia a Dalton.

En tanto, el cantautor cubano Silvio Rodríguez, dedicó un nuevo verso titulado una flor para Roque, en el que reflexiona: “No sé dónde lo pusieron a dormir el desamor. Hoy debo mirar al cielo si quiero darle una flor”.

Fuente: BBC Mundo

Anuncios

Acerca de tihuilo

Estudiante de Ing. en Sistemas y Computación
Esta entrada fue publicada en El Salvador, Realidad Nacional. Guarda el enlace permanente.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s